Google+ Followers

viernes, 24 de junio de 2016

Academia de Cuerpo Natura

Cuando me aplico cremas en el cuerpo, generalmente son las de Dove que me encantan y las de Natura, estas ultimas porque para mi representan una experiencia sensorial única.

Sus líneas que empiezan desde el gel de baño, la crema y la loción hacen que mi día empiece realmente mas feliz.

Es por ello que saber que ahora han creado la Academia de cuerpo para compartir con el publico sus resultados de las investigaciones que realizan al crear productos me parece un gran acierto.

Sus indicaciones y consejos de uso, los han obtenido pro medio de estudios, estadísticas y preferencias, del amplio abanico de mujeres latinoamericanas respecto a sus tratamientos y cosméticos.

Todo lo compartido es interesante, y a veces se pudiera pensar que todos ya lo sabemos, pero nos sorprenderíamos de conocer que la mayoría de las mujeres no conoce ni siquiera cual es su tipo de piel corporal, mucho menos como cuidarla.

Estos pasos para mantenerla sana se dividen en:

Adentro
Es importante tomar una buena cantidad de agua por día, consumir frutas y verduras y dormir al menos 7 horas diarias. También evitar hábitos tóxicos como, por ejemplo, el cigarro.

Afuera
Limpiarla, hidratarla y también exfoliarla. La exfoliación se recomienda entre 2 o 3 veces por semana. Esto favorece la absorción de los hidratantes, ya que al eliminar capas de células muertas la absorción es mejor.

Algunos consejos básicos, para mantenerla mejor:

Tomar duchas cortas y con agua no muy caliente.

Complementar el cuidado de la piel con hidratantes de baño/aceites corporales, ya que el vapor dilata los poros y esto aumenta la absorción del producto.

Evitar las fuentes de calor seco, intentando que los ambientes que habites no se encuentren demasiado calefaccionados.

Secarse mediante suaves golpecitos de la toalla y no frotándola contra la piel.

Y para obtener los mejores resultados hay que utilizar productos acordes a nuestro tipo de piel corporal que no es igual a la facial. Aquí algunos detalles de cada una para reconocerla.

Piel normal
Presenta un equilibrio justo entre oleosidad y cantidad de agua, lo que le permite ejercer su función de barrera de la mejor manera.
Tiene un tacto suave, espesor normal, aspecto liso y brillante, es flexible y no tiene descamación.

Piel seca
Son menos oleosas, lo que genera que el agua se evapore. Son las pieles que vemos un poco escamadas y que sentimos más ásperas al tacto. Su espesor es más fino, su aspecto es mate y menos flexible. Es muy importante ayudar a lograr el equilibrio en estas pieles con el uso de productos hidratantes.

Piel Extra Seca
Poseen las mismas características que la piel seca, aunque más acentuadas. En el cuerpo, la piel extra seca se nota en especial en las piernas y brazos que se descaman con facilidad.

Es interesante conocer cuáles son nuestros hábitos:


Las mexicanas usan menos cantidad de productos de cuidado personal, pero son las que más cremas consumen, sobresaliendo el uso de productos para pies y tratamientos corporales. De acuerdo al dibujo la hora de mayor aplicación de estas es por la mañana.
Sígueme en @irmadelolmo